Así lo indicó el economista Andrés Solimano. “Esto es un gran drama para la gente que se va a jubilar ahora en el corto plazo”, enfatizó.

Radio Nuevo Mundo. 05/04/2020. El economista y presidente del Centro Internacional de Globalización y Desarrollo, Andrés Solimano, manifestó su preocupación por la actitud tomada por el gran empresariado durante esta crisis sanitaria surgida por el coronavirus, al aprovechar la contingencia  para precarizar el empleo, todo esto avalado por el gobierno de Sebastián Piñera, tal como lo refleja el reciente dictamen de la Dirección del Trabajo (DT)  que da luz verde a los empresarios para despedir trabajadores y reducir salarios.

El profesional advirtió que dicha medida repercute directamente en el consumo, tratándose de una actividad que representa cerca del 70% del gasto total en la economía.

Al participar en el programa “De domingo a domingo. Sin restricción” de Radio Nuevo Mundo, el economista y académico expresó: “Se nota que primero está la preocupación de proteger a las empresas, porque se aprobó este dictamen que ha sido muy controversial, de la Dirección del Trabajo. Creo que al día siguiente o el mismo día en que se decretó la cuarentena en siete comunas de Santiago, y en otras ciudades de Chile. En donde le da bastante manga ancha a los empresarios para, o despedir gente o dejarlas suspendidas, suspendido su empleo, pero con la contrapartida de que no les van a pagar sus sueldos. Entonces, eso va a debilitar mucho la posibilidad de que el sector empleados-trabajadores sigan recibiendo el mismo ingreso que recibían antes de que se decretara la crisis del coronavirus. Creo que esa medida puede amplificar una recesión económica por el consumo, porque la gente va a disminuir su consumo porque sencillamente no tiene plata, deja de recibir el sueldo y va a tener que decidir si deja de pagar el arriendo -los que pagan arriendo- deja de pagar cuotas pues recordemos que las familias chilenas están bien endeudadas”.

El exdirector del Banco Mundial detalló que el valor de los fondos previsionales entre los meses de febrero y marzo ha caído casi en 43 mil millones de dólares, producto de la desvalorización de los instrumentos de inversión tanto en Chile como en el extranjero por causa del Covid 19. Juegan con los fondos previsionales como quien va al casino aseveró.

Indicó que “en Chile la caída es brutal, porque entre el 15 de febrero de este año y el 31 de marzo con los datos oficiales, casi 43 mil millones de dólares en valor de los fondos. Eso es como un 18% de caída, casi 20%”.

Añadió: “Lo que pasa es que los mercados financieros se asustaron en marzo. En Chile y afuera. La gente comenzó a vender masivamente acciones, bonos, y han caído del peak, el Standard and poor’s, el Nasdaq, etc., han caído entre 20% y 25%. En Chile también la bolsa ha caído muy fuerte, entonces los fondos de pensiones están invertidos en activos nacionales chilenos y en activos internacionales, casi mitad y mitad. Antes se decía que afuera nos permite diversificar el riesgo porque es difícil que caigan en Chile y afuera. Pero lo estamos viendo que caen los valores de las acciones en Chile y los valores de acciones afuera, porque ésta es una crisis global”.

Andrés Solimano denunció que este fuerte menoscabo de los fondos previsionales revela la fragilidad de un sistema que le entrega el ahorro de los trabajadores a mercados volátiles ante una pandemia como la que está viviendo el mundo actualmente, sin que la autoridad política tenga la voluntad de hacer cambios sustantivos para evitar este drama que afectará especialmente a quienes están en edad de jubilar.

“Esto es un gran drama para la gente que se va a jubilar ahora en el corto plazo. Muestra el problema de tener este sistema de pensiones en que la plata de las pensiones está en los mercados de capitales que cada diez años caen en alguna crisis y también tienen sub crisis chiquitas entremedio”, detalló.

Y manifestó que “es el problema que tiene este sistema de capitalización individual y entregarle los fondos de pensiones a mercados tan volátiles que puede ser una pandemia, puede ser una guerra, puede ser una crisis de confianza, puede ser la crisis de la construcción como ocurrió en EEUU. Se produce una crisis y la pagan toda la gente que está pensionada o se va a pensionar. Es como jugar en un casino, meter la plata de las pensiones en un casino, es muy irresponsable. Pero lamentablemente en Chile quieren cambiar la legislación pero mantienen el mismo sistema que tenemos ahora. Espero que esta crisis lleva tanto al Ejecutivo como al Poder Legislativo a ponerse a pensar un sistema muy distinto de pensiones con beneficios definidos para la gente”.

En materia de crecimiento, el presidente de  CIGLOB sostuvo que si bien la estimación el Banco Central estima que la caída será para Chile del orden de -2,2, estas cifras no son definitivas , pudiendo  ser aun mayores considerando que aun no alcanzábamos como país el peak de contagios, subrayó Solimano.