Profesionales y trabajadores de la Salud reciben el aplauso internacional. 100 fallecidos por el Covid-19. OMS dedicó este 2020 a enfermeras y enfermeros, parteras y parteros.

Hugo Guzmán. Periodista. 07/04/2020. En muchos lugares del planeta, a distintas horas y en diferentes espacios, hoy habrá un aplauso de cariño y reconocimiento a los millones de profesionales y trabajadores de distintas áreas de la Salud.

Especialmente porque este 7 de abril es el Día Internacional de Salud, al que se llega en medio de la pandemia del coronavirus -para especialistas-, la más extendida y peligrosa de este siglo.

Personal médico, de enfermería, auxiliares, profesionales de la investigación, dedicados a riesgo de sus vidas y de su salud, a atender y salvar a millones de seres humanos en todas las latitudes, sin discriminación de ningún tipo.

No siempre en las condiciones requeridas. Son víctimas de la falta de insumos, protección, equipamiento. En muchos países con situaciones laborales precarizadas y sin dar abasto porque, por ejemplo, no se cumple con el estándar mundial de un médico cada 333 personas, y tres enfermeras o enfermeros por cada médico.

Millones de niñas/niños, mujeres/hombres, adultos mayores, adolescentes, reciben la atención del personal de Salud. En sus manos colocan la posibilidad de sanar, de encontrar comprensión y atención.

Este día, especialmente, se debe rendir homenaje a los más de 100 trabajadores de la Salud fallecidos por el coronavirus, según reportó Howard Catton, director del Consejo Internacional de Enfermeros.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, de hace unos años, en el planeta había casi 60 millones de trabajadores sanitarios. Hoy, la OMS señala que el mundo necesita 18 millones de médicos y enfermeras más, para asegurar el acceso de todas y todos los habitantes a la salud, al 2030.

La asociación internacional Doctor of the World¸ realizó hace un tiempo un mapeo donde se estableció que Cuba ocupa el primer lugar en el estándar mundial, con un médico por cada 170 habitantes. Tanzania cuenta solo con un doctor por cada 50 mil habitantes, ocupando el último lugar a nivel internacional.

Precisamente en estas semanas llamó la atención y despertó muestras de cariño y solidaridad, el desplazamientos de doctores y doctoras de Cuba por naciones caribeñas, europeas y africanas para apoyar la batalla en contra del Covid-19.

Desde otras naciones, incluida China, y desde la OMS y otros organismos regionales de Salud, personal médico y de enfermería presta atención solidaria en decenas de países.

Este 2020, la Asamblea Mundial de la Salud lo designó como el Año Internacional del Personal de Enfermería y de Partería.

Desde la OMS se ha llamado a proteger a las enfermeras y a otros trabajadores de la Salud ante la grave crisis que provoca la pandemia de coronavirus.

De acuerdo a los datos oficiales, en todo el mundo hay alrededor de 28 millones de enfermeras y enfermeros. En los cinco años previos a 2018, el número creció en 4,7 millones. Pero faltan  seis millones de enfermeros y enfermeras, un déficit crucial en esta etapa de pandemia. “Los enfermeros son la columna vertebral de cualquier sistema de salud”, recordó el director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

En un nuevo informe sobre el estado de la enfermería en el mundo, la agencia de salud de la ONU, Nursing Now y el International Council of Nurses (ICN) destaca el importante papel desempeñado por enfermeros y enfermeras.

En Chile, hoy se le denomina la Primera Línea en el combate al coronavirus a todas y todos los trabajadores de la Salud, preocupados de asistir a la población y también de movilizarse y luchar para que los provean de equipos, protección, insumo, y trato adecuado de parte de las autoridades.

Un Día Mundial de la Salud en que, de nueva cuenta, se relevó la importancia de contar con el personal de Salud adecuado, cumpliendo con los estándares de densidad poblacional, en sistemas de Salud pública eficaces y dotados del financiamiento, tecnología y capacidad de acuerdo a las características de cada país.