Convenios energéticos, hospitalarios y de educación se espera que se traten en las reuniones bilaterales.

Ciudad de México. 17/10/2019. Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, recibió este jueves a su par cubano Miguel Díaz-Canel Bermúdez en el Patio de Honor de Palacio Nacional ubicado en la Ciudad de México.

El Presidente de la República de Cuba, de visita oficial en tierra azteca, llegó este mediodía a la sede del Ejecutivo y también Casa Presidencial acompañado de su esposa Lis Cuesta Peraza.

Primero, la pareja anfitriona cruzó el Patio en busca de los visitantes y juntos saludaron a grupos solidarios que, situados a las puertas del Palacio, daban vivas a la amistad entre Cuba y México y gritos de “¡Cuba sí, yanquis no!”

Todo fue tan sencillo, como el estilo de Gobierno de ambos mandatarios. Bajo una lluvia pertinaz, que sólo ha cesado a ratos, aquellos gritos solidarios le pusieron color a la ceremonia.

Después, todo fue solemne y breve. Un presentador dijo todas las palabras y la banda de uniforme interpretó los dos himnos.

Entonces, las dos parejas subieron a las oficinas del Despacho Presidencial, las dos delegaciones se retiraron y se desató el aguacero, que hasta ese minuto se había contenido para no deslucir la ceremonia.

Uno de los temas vitales a tratar durante la visita diplomática será el suministro de energía de Cuba, el que se está viendo seriamente afectado por el endurecimiento del bloque estadunidense, es por ello que posibles precios accesibles será tema de las conversaciones entre los presidentes Andrés Manuel López Obrador y su homólogo cubano, Miguel Díaz-Canel Bermúdez.

El subsecretario para América Latina y el Caribe de la cancillería mexicana, Maximiliano Reyes Zúñiga, explicó que “tenemos claro que de las demandas más importantes en Cuba es la provisión de energía a precios accesibles y con suficiencia; seguramente avanzaremos por ahí”.

En tanto López Obrador sostuvo que con esta visita “vamos a refrendar ese compromiso y esa tradición de política exterior de respeto al pueblo cubano, a su independencia, a su derecho a la autodeterminación. Lo que ha sido característico de nuestra política exterior y lo que contempla nuestra Constitución en el artículo 89: la no intervención, la autodeterminación de los pueblos, la solución pacífica de las controversias”.

La delegación que acompaña a Díaz-Canel está compuesta por el canciller Bruno Rodríguez Parrilla; los ministros Rodrigo Malmierca, de Comercio Exterior e Inversión Extranjera; Raúl García Barreiro, de Energía y Minas y el embajador cubano en México, Pedro Núñez Mosquera.

También vienen  Eugenio Martínez Enríquez y Ernesto Soberón Guzmán, directores generales de América Latina y el Caribe, y de Asuntos Consulares y Cubanos Residentes en el exterior, respectivamente.

Según se informó se espera que también se revisen los programas permanentes existentes en materia de educación superior y salud, en particular en materia de atención hospitalaria.