En horario punta del Metro la tarifa alcanza los 830 pesos y los buses un costo de 710 pesos. El ministro de Economía llamó a la ciudadanía a levantarse más temprano para alcanzar el horario barato.

Equipo ES. 08/10/2019. Una nueva alza experimentó el transporte público durante las últimas horas, con lo cual el valor del pasaje del Metro en hora punta llegó a los 830 pesos, mientras que en los buses se elevó hasta los 710 pesos. Esta decisión como todas las alzas fue tomada por el Panel de Expertos del Transporte Público, un ente que es externo y autónomo, pero que la ciudadanía no termina de entender quiénes son y por qué cada cierto tiempo aparecen para subir el arancel. En esta oportunidad el organismo argumentó que “el cambio del indexador considera entre sus principales factores: la variación del precio del petróleo Diesel, el Índice de Precios al Consumidor, el incremento del costo de mano obra, la tasa de cambio, entre otros factores”.

En ese marco también repercutió, según explicó el panel, a la incorporación de buses eléctricos al transporte, ya que el precio de la electricidad sufrió un aumento de un 10 por ciento. Esto, a pesar de que cuando se incorporó esta tecnología se hizo con el fin de contaminar menos y porque los precios serían más bajos que los del petróleo.

Esta situación generó un alto rechazo en la ciudadanía, ya que varios se enteraron de la subida este lunes cuando pasaron la tarjeta bip por los torniquetes. Este duro golpe a los bolsillos de los chilenos se suma al incremento en las cuentas de luz, del precio de la bencina que seguirá en alza por varias semanas, lo que significa un subida general en los valores de todos los productos y servicios, menos en las remuneraciones de los trabajadores.

En ese marco, el Ministerio de Transporte en su cuenta de Twitter, lamentó la situación y señaló que “sabemos que esta alza es compleja para muchas personas. Nuestro compromiso es continuar trabajando día a día por mejorar la calidad de servicio y ampliar las alternativas de elección a los pasajeros del sistema”.

Sin embargo, desde el Ministerio de Economía, la reacción fue menos amigable. El titular de la cartera, Juan Andrés Fontaine, mandó a los chilenos a levantarse más temprano para que no paguen la tarifa de horario punta.

“Cuando los costos suben, la ley precisa cómo sube la tarifa y eso es lo que se ha efectuado tanto en el caso eléctrico, tanto en el caso del transporte en Santiago. En el caso del transporte de pasajeros en Santiago es bueno recordar que si bien los buses suben diez pesos, que es lo que indica para esos efectos la ley cuando suben los costos, en el caso del Metro que hay más flexibilidad esa alza de costos se distribuye de manera distinta en los distintos horarios y, por ejemplo, se está rebajando fuertemente el horario Valle”, apuntó.

Y recalcó que “de manera que alguien que sale más temprano y toma el metro a las 7 de la mañana tiene la posibilidad de una tarifa más baja que la de hoy. Ahí se ha abierto un espacio para que quien madrugue pueda ser ayudado con una tarifa más baja”.

Esta destemplada declaración hizo arder las redes sociales con todo el repudio de los usuarios que consideraron que el ministro y el gobierno sin pudor nuevamente se cuadran en contra de los trabajadores. Dirigentes políticos y sociales también se manifestaron en la red social.