La irrupción de Jadue, personeros de la derecha al frente, posicionamiento del Frente Amplio, retroceso de ex concertacionistas, el gobierno muy mal.

Hugo Guzmán. Periodista.14/06/2019. 1.- En prácticamente todos los comentarios/análisis en medios de prensa respecto al resultado de la “evaluación de personajes políticos” de la encuesta CEP (Centro de Estudios Públicos), se omitió la irrupción del alcalde de Recoleta, Daniel Jadue, militante del Partido Comunista, y que marcó 31% de aprobación, quedando al filo de los diez primeros. Tomando aunque sea como referencia este sondeo, es un posicionamiento para el jefe comunal del PC y lo ratifica como una opción de candidatura presidencial. Incluso ahora, con este dato, por encima de personajes de la ex Concertación que están aspirando a un sitial en la carrera por el sillón mayor. Esto, por lo demás, puede ser una señal positiva para fuerzas progresistas y de izquierda.

2.- Mientras cinco de los personajes mejor evaluados son de la derecha, solo dos son de la ex Concertación, con el agravante de que son personeros que ya estarían fuera de cualquier posibilidad de candidatura presidencial: Michelle Bachelet y Alejandro Guillier. La primera ya explicitó que no será candidata y el segundo quedó harto desgastado después de la última campaña y no es considerado por sus aliados. Esto demuestra que, siguiendo el dato/CEP, los ex concertacionistas no tienen en primera línea de preferencias a ninguno de los eventuales aspirantes a la presidencial. El primero que aparece en esta encuesta es Ricardo Lagos Weber, en el lugar 15. Otros como Heraldo Muñoz, José Miguel Insulza o Álvaro Elizalde marcan a la baja o se ubican en lugares no destacados. En el trabajo del CEP no figura Maya Fernández que luego de las elecciones internas del Partido Socialista comenzó a sonar como candidata a La Moneda.

3.- La derecha puede estar contenta porque encabeza a los “personajes políticos” mejor evaluados, donde se muestra la buena instalación a nivel municipal: Joaquín Lavín con 56%, Caty Barriga y Evelyn Matthei con 35%. Por lo menos Lavín es un aspirante serio y con posibilidades -hasta ahora- a convertirse en candidato presidencial de la derecha. Llama la atención que con largas semanas de posicionamiento y campaña en medios de comunicación, al interior de su partido y del sector, el senador Andrés Allamand (RN) marcara solo 22%. En contraste, se consolidó la figura de Manuel José Ossandón con un 37%, ocupando el tercer lugar de preferencias, detrás de Lavín y Bachelet; nada menor. Se vuelve a comprobar que algo está haciendo en el escenario político nacional el ultraderechista José Antonio Kast que tuvo un 22%. Por cierto, en los análisis de estos días se hizo referencia al 36% de la ministra de Educación, Marcela Cubillos, pese a su controversial papel en proyectos de educación, como “Aula Segura”, y su posición de aplicación de medidas autoritarias en el sector; ella argumentó que está sintonizando con “el sentido común” de los ciudadanos.

4.- Bien le fue al Frente Amplio. Su ex candidata presidencial, la periodista Beatriz Sánchez, sigue marcando porcentajes positivos (ahora un 33%), lo que la mantiene en el grupo de posibles candidatos a La Moneda. Giorgio Jackson, de Revolución Democrática, tuvo un buen 36%, ubicándose en el quinto lugar de los mejor evaluados, y aunque no tendría aspiraciones a la carrera grande, es un indicativo que ayuda a su conglomerado. También fue una buena noticia para el FA el 33% del alcalde de Valparaíso y miembro de Convergencia Social, Jorge Sharp, que lo mantiene posicionado como una figura política nacional. Gabriel Boric con un 30% quedó bien ubicado.

5.- Harto mal le fue a los personeros del gobierno en el sondeo CEP. El Presidente Sebastián Piñera tuvo un 29% en la evaluación y con un 40% de rechazo. Lo siguió el ministro del Interior, Andrés Chadwick, con un 19% de aprobación y un 47% de rechazo. Y el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, marcó un escuálido 17%. La vocera Cecilia Pérez, que está a cada rato ante las cámaras y micrófonos en un tono confrontacional y agresivo, ni fue mencionada.

6.- Ciertamente hay desconfianza en las encuestas y más que entregar certezas, apuntan a instalar percepciones. Sin embargo, este sondeo del CEP coincide con lo que está ocurriendo con personajes políticos en la conyuntura y podría ser un indicativo de ratificación de algunas tendencias. Es una señal. Con la cual algunos jugarán sus cartas. Falta mucho para la presidencial, pero estos datos inciden para proyecciones, ajustes, movidas, y alientos.