El diputado Jaime Mulet se refirió a los últimos anuncios del gobierno respecto a la voluntariedad “que ya existía” y el pago de los medidores “que ya se nos está cobrando”.

Radio Nuevo Mundo. 21/04/2019. Crítico permanente de la polémica ley de medidores, el diputado de la Federación Regionalista Verde Social, Jaime Mulet, arremetió nuevamente, ahora refiriéndose a los últimos anuncios del gobierno relativos a la voluntariedad de instalación de los medidores, y a la transparencia que hizo el Subsecretario de Energía, quien aseguró que “lo usuarios ya están pagando” dichos aparatos.

Al respecto, el parlamentario señaló que “se ha estado engañando a la ciudadanía una y otra vez con el tema de los medidores. Primero fue el decreto que este Gobierno mantuvo; después que se supo la situación, el acuerdo que se pagarían 10 mil pesos por los medidores antiguos; ayer la voluntariedad y hoy día el Subsecretario señalando que estamos pagando ya por los medidores inteligentes. Aquí hay una trampa más bien de efectos comunicacionales que el Gobierno ha intentado hacer para aplacar la indignación de la ciudadanía”

A juicio de Mulet, frente a esto “lo que corresponde es una sola cosa, o por lo menos la principal es derogar la Ley de Medidores. Derogar la ley que aprobó mal este Congreso y que aprobó por ignorancia también de los parlamentarios, hay que decirlo, y que siguen presentando proyectos de ley que no van a solucionar el problema de fondo. Porque aquí le pasaron gratuitamente a las compañía eléctricas, todos los medidores, los empalmes que eran de los usuarios particulares, de los consumidores y lo que tiene que hacer el Congreso después de haber aprobado esa ley vergonzosa es retrotraer las cosas atrás y dejar que los medidores y los empalmes sigan siendo de los ciudadanos”.

Respecto a la ley corta anunciada por el gobierno que disminuiría la rentabilidad de las empresas eléctricas, el diputado recalcó que “hoy la ley establece el 10% de rentabilidad por cada peso que gastan o que invierten las empresas eléctricas, por eso necesitamos transparentar, y dentro de esa transparencia que hay que tener está derogar la ley de medidores, para que vuelvan los medidores a manos de sus legítimos dueños, que son los 6 millones y medio de usuarios. Y en segundo lugar hacer una modificación profunda al sistema, no sólo una ley corta, para que haya competencia dentro de este mercado monopólico de distribución de energía eléctrica y eso se puede hacer. Hoy día hay un sistema que fija la tarifa de manera absolutamente monopólica y absolutamente poco eficiente”.

Finalmente, el diputado indicó que “lo otro que corresponde hacer rápidamente es modificar el decreto que permitió el alza de las tarifas, ya que hoy día estamos pagando tarifas por medidores inteligentes, eso es indispensable también hacerlo. El resto de las medidas son más bien medidas de orden comunicacional, a mi juicio, que lo único que hacen es aplacar un poco el resentimiento, la molestia que hay en la ciudadanía y obviamente seguir favoreciendo a las empresas que recibieron este negocio gratuito”.