Fernanda Maruri, dirigenta del sindicato nacional de trabajadores de la fundación, dijo que desde las autoridades no hay reacción. “Seguirá la Toma y el Paro Nacional”, afirmó.  

Daniela Pizarro A. Periodista. 10/12/018. A comienzos del mes de diciembre los trabajadores y trabajadoras de la red de jardines infantiles de la Fundación Integra comenzaron la negociación de un bono que se entrega todos los años a toda la planta, sin embargo, esta vez la institución anunció que la bonificación se concederá solo a los funcionarios de los jardines infantiles, dejando fuera a los administrativos, y con un alza de 1,5 por ciento, mientras los siete sindicatos a nivel nacional exigen un reajuste de entre 5 y 8 por ciento.

Tras una semana de movilizaciones con Paro Nacional Indefinido y la Toma de la Casa Central en la Región Metropolitana las manifestaciones cuentan con aproximadamente un 80 por ciento de adhesión, ante lo cual el Gobierno no ha entregado ninguna respuesta.

En entrevista con ElSiglo.cl la directora del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Fundación Integra (STI), Fernanda Maruri, entregó detalles del proceso de movilización donde interpelaron directamente a la Primera Dama, Cecilia Morel, quien tampoco respondió.

“La Fundación Integra depende directamente de la Primera Dama y por eso nosotros la emplazamos, pero hasta la hora no se ha manifestado. Pero estamos apelando a todos quienes deben escucharnos, pero ninguna autoridad da respuestas. Solo la Dirección de Presupuestos fue a escucharnos”, explicó Maruri

Por lo cual la dirigenta indicó que “no vamos a bajar la Toma, porque cada vez se suma más gente y si es necesario vamos a parar el servicio completo, porque el Gobierno está jugando a cansarnos”.

Respecto a la negociación expuso que “entregamos un petitorio donde pedimos alzas de un bono, en el margen de un 5 y 8 por ciento, pero la institución hoy está ofreciendo ese beneficio, que ya estaba garantizado para todos, solo a los funcionarios de jardines infantiles con un alza de 1,5 por ciento”.

Y agregó que “este viernes logramos que nos aseguraran ese bono, pero no nos dijeron el monto, entonces, nosotros decidimos seguir con la Toma de la Casa Central y el Paro Nacional Indefinido. Porque se supone que después de esa reunión nos iban a llamar, pero hasta la hora no tenemos respuesta”.

“Ellos (autoridades) nos pidieron una muestra de voluntad y nosotros dejamos la Toma del edificio donde funciona el Departamento de Personas de la Región Metropolitana y nos quedamos solo con la Casa Central. Pero ese gesto no fue reciproco”, señaló la directora del STI.

Maruri, además, afirmó que los problemas salariales se vienen arrastrando hace años donde la demanda central de los funcionarios es que se iguales sus sueldos con los de la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI), ya que ambos planteles cumplen la misma función.

“Aquí hay un tema de una deuda histórica que es la homologación de los sueldos de la Fundación Integra con los de los funcionarios de la JUNJI, porque con ellos tenemos una diferencia de un 22 por ciento menos en las remuneraciones de las educadoras, pero es menor en todos los ámbitos, siendo que hacemos el mismo trabajo, atendemos al mismo tipo de público, pero por menos dinero en el caso de los jardines Integra”, destacó.

Según Fernanda Maruri la adhesión al Paro Nacional está en alza, apuntó que “hay una gran unidad de todos los trabajadores sobre todo desde los regionales. Al redor del 80 por ciento de trabajadores estaría adhiriendo al petitorio”, porque resaltó que “aquí estamos exigiendo mejoras laborales y salariales, hablamos de condiciones como mejorar accesos para la gente de región, mejorar las condiciones para apalear el clima y temas básicos como la alimentación”.

“La institución creció mucho con la meta del Gobierno anterior de crear más jardines infantiles, pero el personal de oficina es el mismo, por tanto están con una sobrecarga laboral importante sin percibir una remuneración justa”, añadió la dirigenta.

Cabe destacar que la Fundación Integra tiene a cargo al menos unos 90 mil niños que terminarán su año escolar el 11 de enero.