Agrupaciones exigieron la degradación de militares responsables por homenaje a Krassnoff. “Es la punta del iceberg”, dijo Lorena Pizarro.

Santiago. 16/10/018. La Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos y la Comisión Chilena de Derechos Humanos, en compañía de otras organizaciones, llegaron hasta el Ministerio de Defensa para entregar una carta donde rechazan la actividad que se desarrolló en la Escuela Militar el 6 de octubre, donde Miguel Krassnoff Bassa, hijo del reo de Punta Peuco, Miguel Krassnoff Marchenko, rindió un homenaje a los exoficiales condenados por violaciones de derechos humanos durante la dictadura. En la misiva, además, le solicitan al ministro Alberto Espina recibir a estos organismos para tratar el tema de los derechos humanos en las escuelas formativas de las Fuerzas Armadas y para exigir la degradación de los militares responsables.

La presidenta de la AFDD, Lorena Pizarro, señaló que “la obscena impunidad se quiere acentuar y quiere ganarle a la digna lucha por verdad y justicia. Sin duda la renuncia de los dos coroneles es un logro, porque se vieron obligados a hacerlo, pero no nos basta porque claramente lo evidenciado en el video es la punta de un iceberg, que demuestra la permanente presencia de las figuras de los genocidas en las instituciones castrenses de Chile”.

“Hay que parar esta mayor afrenta a la impunidad, donde en una institución del Ejército se reivindica el terrorismo de Estado. Lo que se ha hecho es decirle a las nuevas generaciones que está bien asesinar, torturar, violar y hacer desaparecer personas por pensar distintos y eso no lo vamos a permitir”, agregó.

En tanto, el presidente de la Comisión Chilena de Derechos Humanos, Carlos Margotta, cuestionó que el titular de Defensa, Alberto Espina, se haya enterado de los hechos por los medios de comunicación. “Cómo el ministro de Defensa se entera por la prensa siete días después de un hecho de estas características que ocurrió en la Escuela Militar. Si es así o no tenemos derecho a saberlo, eso queremos que nos lo responda el ministro, pero también el Presidente de la República, porque lo que queremos es avanzar hacia el nunca más” apuntó.

Asimismo, el dirigente añadió que “nos parece que el nunca más proclamado hace algunos años atrás por el Ejército, se pone en cuestionamiento hoy. Hay documentos oficiales, pero un quehacer que no se corresponde con esos propósitos. Nos parece preocupante que en el principal centro de formación de los futuros oficiales del Ejército, se realice este deleznable acto”.

“La pregunta que nos surge es ¿qué tipo de formación se está entregando en esa Escuela Militar? ¿Es acaso una formación que proclama el negacionismo y reivindica los crímenes contra la humanidad? ¿O es como debiera ser, una formación que está comprometida con los valores democráticos y el respeto a los derechos humanos? Son cuestiones que son necesarias que se instalen en el debate público”, recalcó Margotta.

La diputada progresista, Marisela Santibáñez, quien acompañó a las activistas a dejar la misiva, destacó la necesidad de poner fin a este tipo de reivindicaciones a criminales de lesa humanidad. “Es fundamental que esto tenga un punto final y no solo tiene que ver con que en 24 horas castiguen a las personas responsables de este homenaje, también, tiene que ver con que se forme en temas de memoria y derechos humanos en los colegios como lo pide el proyecto de ley de la diputada Carmen Hertz, donde se deben incluir, igualmente, a los militares que están en formación para que no pasen por encima de la historia y de los derechos humanos”, sostuvo la parlamentaria.