Laurence Tubiana, artífice del Acuerdo de París, envió un mensaje al país.

Patricio Segura. Periodista. Fue en el seminario “Chile, hacia una Ley de Cambio Climático”  que la economista francesa Laurence Tubiana envió un claro mensaje a la empresa privada, particularmente a la minería: “Los glaciares son su recurso vital”.

La directora ejecutiva de la Fundación Climática Europea fue la oradora principal del encuentro organizado por el Ministerio de Medio Ambiente, que se desarrolló el viernes 6 de julio en Santiago con la moderación de la titular de la cartera Marcela Cubillos.  El día previo se reunió con el Presidente Sebastián Piñera.

Ante una variada concurrencia, que incluyó a empresarios, diplomáticos, autoridades de gobierno, políticos y dirigentes socioambientales, Tubiana -quien fuera elegida en 2015 por la revista Financial Times como la mujer del año- abordó una serie de materias relevantes para el tránsito del país hacia un modelo de desarrollo que prescinda cada vez más de combustibles fósiles y disminuya sus emisiones locales y globales.

Esto, no solo como una obligación ética sino incluso como una decisión pragmática: “La transición hacia una economía baja en carbón está allá, es una oportunidad económica fantástica y, lo más importante, es inevitable”.

Glaciares como seguro hídrico

En el ámbito de las decisiones que se deben adoptar producto del cambio climático global y sus repercusiones a escala local, Tubiana se refirió específicamente a la necesidad de proteger los glaciares.  Apuntando a Chile puntualizó que “por el momento tienen una situación particularmente buena, pero que es muy arriesgada”.

Para explicarlo recurrió al ejemplo de California, en Estados Unidos. Recordó que  producto de la destrucción de sus glaciares una parte de la agricultura de dicho estado tuvo que cambiar de cultivos, dejando atrás gran parte de la producción de almendras “porque ya no se podía, no había agua suficiente”.  Hoy cuentan con un profundo plan de adaptación, pero esto les va a obligar a cambiar demasiado, particularmente el modelo agrícola, con restricciones sobre las viviendas y el uso del agua.

“Ustedes deben mirar a California y decir eso tenemos que evitarlo a toda costa” explicó.  Reconoció en este sentido que el debate sobre la protección de glaciares es relevante en Chile, que debe ir en el sentido de “llegar a una política de protección fuerte”, incluso considerando que el nuestro es un país donde la minería es relevante y muchos recursos están en la alta montaña.  En su opinión “hay que ver un tipo de compromiso estable para ello, porque es su recurso vital, donde los ríos dependen de los glaciares.  Hay que mantenerlos si pueden”.

Este será uno de los temas que debiera verse incorporado en el proceso de elaboración de la Ley Marco de Cambio Climático, anunciado por el gobierno la semana pasada. Y es parte de la discusión sobre las normativas que ya en el Congreso buscan proteger los glaciares del país mediante diversas medidas.