Se despachó el proyecto de ley de Educación Superior que regula el financiamiento de la gratuidad y crea un sistema integrado por un conjunto de organismos con competencia.

Equipo ES. Valparaíso. Este miércoles se aprobó y despacho en su tercer trámite constitucional, el proyecto sobre Educación Superior, que entre otros aspectos regula el financiamiento de la gratuidad, crea un sistema de Educación Superior que estará integrado por un conjunto de organismos, instituciones educacionales y servicios públicos con competencia.

La bancada del Partido Comunista valoró el despacho desde el Congreso Nacional -en su último trámite legislativo- del proyecto que es uno de los pilares de la Reforma Educacional establecida por el Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.

La diputada Camila Vallejo, calificó dicha etapa como un “avance significativo”, pues con esto se consagra la lucha que han llevado adelante los actores de la educación durante décadas.

“Esto implica fortalecer las universidades del Estado, y por otra parte, ponerle freno y coto a este libre mercado que existía en el mercado de libre competencia, lucro, sin regulación de ningún tipo, especialmente en el mundo privado. Con esta ley se crea una  Superintendencia, se crea un nuevo modelo de aseguramiento de la calidad  con nuevos estándares de acreditación”, destacó.

Y agregó que de esta forma “se termina con el lucro y avanza en la consagración por ley de la gratuidad universal en la Educación Superior y establece mecanismos para ello”.

En la misma línea, la diputada Karol Cariola manifestó que la aprobación de este proyecto es sin duda “un triunfo político, pero también un triunfo ideológico. Creemos que esta ley afecta los cimientos de uno de los pilares que dan vida al modelo de acumulación, que ha regido en el país por más de 35 años. Es así que el lucro en la educación pasa a ser un delito y quienes aspiren a recibir recursos públicos no pueden lucrar y de hacerlo serán sancionados. Este es uno de los grandes logros que es importante rescatar de este proceso”.

Además, afirmó que “claramente la base para que la sociedad crezca, se desarrolle, para cambiar las estructuras de clase que hemos perpetuado permanentemente porque los ricos tienen acceso y los más pobres siguen mirando, esa es la historia permanente que se sigue reproduciendo y reproduciendo, mientras no seamos capaces de democratizar el modelo de educación que ha imperado desde que recuperamos la democracia”.