Colectividad de la hoz y el martillo sigue análisis y debate sobre el último periodo político. Reunidos alrededor de 80 dirigentes de ese partido.

Natacha Figueroa. Periodista. A la comuna de San Miguel llegaron los integrantes del Comité Central del Partido Comunista (PC) para seguir el segundo día de debates y análisis del Pleno de esa instancia, iniciado este viernes. Al cierre de esta nota no estaba claro si las deliberaciones continuarían este domingo.

“El Pleno está en su fase inicial”, expresó el presidente del PC. Un eje de discusión es el informe de 19 carillas presentado por Teillier, que contiene la reflexión del momento político por el que transita  la colectividad, sus definiciones y perspectivas frente al nuevo Gobierno de derecha y un futuro acuerdo de convergencia progresista.

“Aún no podemos decir a qué acuerdos ha arribado el Pleno”, expresó el timonel del Partido Comunista, junto con el secretario general de la colectividad, Lautaro Carmona, en el punto de prensa instalado durante el receso del encuentro político. Sin embargo, sostuvo que se podían referir al tenor, el cual se distingue por el análisis, balance y participación de los comunistas en este periodo histórico, político y electoral.

“Se está realizando un análisis respecto de nuestra participación en el gobierno de la Nueva Mayoría”, señaló Teillier y que parte desde la “valoración”, la que han concluido como exitosa pues “se han cumplido gran parte de los objetivos que nos propusimos y que han servido de valiosa enseñanza para un gobierno en el que no descartamos estemos en un futuro”. Sin perjuicio de esto, el proceso plenario también se centrará en identificar los elementos que provocaron la derrota electoral de los pasados comicios presidenciales.

Causas de la derrota

El Pleno del Comité Central se desarrolla en un periodo profuso de acontecimientos importantes para Chile, entre los que se encuentra la derrota electoral de la centroizquierda. Ante esto, uno de los objetivos es identificar los errores cometidos, por lo que el timonel del PC precisó que existen causantes estructurales y  electorales.

Para Teillier fue determinante que existieran dos sectores dentro de la Nueva Mayoría: los que querían seguir con las reformas y un sector más conservador. “Entre los elementos  estructurales, tenemos que consignar los problemas que tuvimos como Nueva Mayoría al estar en el Gobierno; las diferencias que se produjeron, el hecho de que un sector conservador empezara a cuestionar el proceso de reformas y finalmente la fractura de la NM. A pesar de que sigue unida hasta ahora apoyando al Gobierno, hubo momentos de fractura que fueron muy incidentes en la derrota posterior”, afirmó.

El presidente y diputado del PC se detuvo en señalar que en el segundo año de Gobierno es donde “se provoca esta arremetida contra la Presidenta de la República a través del caso Caval y el aprovechamiento que hicieron tanto la derecha como algunos sectores de la Nueva Mayoría”. Asimismo, enfatizó que el objetivo del sector conservador fue terminar con el proceso de reformas y en algún momento trastocar el sentido de ellas asumiendo la actitud de “en la medida de lo posible”; “desde ese momento se empieza a producir una crisis en la NM en que se confrontan dos posiciones: una que es la de seguir avanzando con las reformas que fueron acordadas entre todos y otra, que inicia con cuestionarlas”.

Junto con eso, recalcó que es difícil llevar adelante un proceso de reformas en un  marco neoliberal y que el Estado de alguna forma las deja presa del sistema. “Esto no quiere decir que no hayamos culminado un proceso de reformas que pensamos que ha producido un cambio en Chile”, enfatizó. La reflexión continuó, y el presidente de la colectividad aclaró que “estamos cuestionando la forma en que se dio el proceso de reformas” y que ahí “están algunas de las causas que provocaron esta crisis”.

El no haber hecho primarias para la primera vuelta y el llevar distintas listas parlamentarias, “desde el punto de vista electoral y también del punto de vista de la identidad y la unidad respecto al proceso  de reformas que estábamos sugiriendo para adelante, fue casi un regalo para la derecha” concluyó.

Reformas y mundo social

El análisis que están llevando a cabo no pretende según Teillier volcar la culpa a los otros partidos políticos, sino que definir el rol que jugó cada uno, entre ellos el PC. “Nosotros no decimos que hemos sido perfectos en nuestra presencia en el Gobierno, lo que rescatamos es que nosotros siempre luchamos por cumplir en el proceso de reformas. Pero también tuvimos debilidades, por ejemplo, en relación a cómo establecer mejores nexos con el mundo social y lograr el apoyo para algunas de estas reformas (…) en eso nosotros tuvimos dificultades y lo estamos analizando profundamente” aseguró.

En todo caso, precisó que “hemos tenido lugares donde tuvimos cercanía con el pueblo y con la ciudadanía, y ahí nos fue bien, pero donde no tuvimos esas cercanía, nos fue mal”.

Sobre el proceso de transformaciones, refirió que “las reformas están haciendo su camino y seguirán haciendo su camino”.

Para Guillermo Teillier no es casualidad que los partidos se encuentren en procesos de análisis, a su parecer también es un problema internacional de la izquierda: “Yo creo que todos los partidos han estado cruzados por problemas en su interior, no es casual que todos estén reflexionando y unos estén casi en crisis. Tiene que ver con  los nuevos tiempos, esto no es un problema sólo de Chile, hay un problema de crisis de las ideologías en el mundo entero y sobre todo de las ideologías de izquierda que no logran retomar el camino después de las derrotas de los socialismos reales, de lo cual se ha aprovechado la derecha, el gran empresariado”, declaró.

En ese marco, el timonel del PC indicó que uno de los objetivos al futuro es construir y tener liderazgos de la centroizquierda, como parte de los procesos que se vienen.