Desde la derecha se molestaron por la campaña que insta a sufragar. Reacción respondería a que -según analistas- la abstención facilitaría el triunfo de Chile Vamos. 

Equipo ES. Santiago. “No te restes, súmate”, se llama la campaña gubernamental que invita a la ciudadanía a participar de las próximas elecciones del 19 de noviembre. Llamado que surge para combatir los altos niveles de abstención que se han registrado en las últimas cuatro elecciones, destacando los sufragios municipales de 2016 donde sólo votó el 34% del padrón.

A través de un video se explica cómo una minoría termina decidiendo el rumbo de todo un país y llama a no restarse del próximo proceso eleccionario, situación que molestó a la derecha.

Según el presidente de Renovación Nacional, Cristián Monckeberg, es “insólito”, porque “un Gobierno que actuó de espaldas a la ciudadanía ahora le pide a los chilenos que vayan a votar”.

“Es más, todavía recuerdo las primarias, les pedimos llamar a votar y se hicieron los lesos, pues no tenían ni siquiera candidatos. Está claro, ahí estaba la razón y ahora lo que lo tienen, convocan a la ciudadanía a votar. Se nota que están con el agua hasta el cuello”, agregó el timonel derechista.

Sin embargo, la molestia de los conservadores chilenos tendría que ver con lo que varios analistas plantean sobre la abstención. Todo apunta a que si la votación se torna masiva menos posibilidades tiene la oposición de ganar. Por el contrario, si la mayoría se queda en la casa, la derecha volvería a gobernar.

Frente a las críticas la ministra Secretaria General de Gobierno, Paula Narváez, señaló que “no vemos en eso ningún tipo de dificultad, no vemos en eso ningún tipo de irregularidad ni estamos de acuerdo con las acusaciones de intervencionismo que se han hecho”.

“Así que llamamos a todos los que nos puedan criticar a que miren esto también desde el punto de vista de cómo fortalece a todos los sectores políticos y creemos que tanto los candidatos y candidatas también deben sumarse a este llamado a votar el 19 de noviembre”, añadió.

Además, la secretaria de Estado recalcó que “esta es una campaña de participación electoral que fortalece y robustece nuestra democracia. Nadie que se sienta realmente demócrata puede estar en contra de que todas las organizaciones democráticas de nuestro país llamen a votar este 19 de noviembre”.

En relación a las acusaciones por no hacer esta campaña para las primarias. Subrayó que “esta es una campaña electoral, una elección que involucra desde el punto de vista de la decisión del país elementos muy importantes, eso no significa que las elecciones primarias no hayan sido relevantes, lo fueron, pero teníamos que tomar una decisión respecto de cómo poder financiar todas las campañas. Ustedes saben que los recursos siempre son escasos y estas campañas requieren de una gran cantidad de recursos”.

Pero, Narváez, destacó que “no por eso no hicimos una campaña importante de difusión en redes sociales también para las primarias”.