“Es un paso para un debido proceso para la Machi”

Dijo Camila Vallejo sobre el cambio de medida cautelar de prisión preventiva por arresto domiciliario que acogió la Corte de Apelaciones de Temuco.

Daniela Pizarro A. Periodista. La diputada del Partido Comunista (PC), Camila Vallejo, en entrevista con ElSiglo.cl comentó la reciente sentencia de la Corte de Apelaciones de Temuco que acogió, en fallo dividido, el cambio de la medida cautelar de prisión preventiva por arresto domiciliario para la Machi Francisca Linconao.

Además, entregó detalles del encuentro que sostuvo con la líder mapuche en el Hospital Intercultural de Nueva Imperial, junto a un grupo de parlamentarias.

¿Cómo recibe este nuevo fallo a favor de la Machi Francisca Linconao?

Estoy muy contenta, esto es un primer gran paso en la línea de restituir el estado de derecho, que se asegure de una vez por todas, un debido proceso para la Machi, como lo han dicho los mismos jueces y los abogados esto no interrumpe el proceso de investigación, todo sigue su curso, pero con una medida cautelar correspondiente al resguardo de sus derechos y apegado al proceso.

Me parece que es una noticia positiva entendiendo, además, el estado de salud en que se encuentra la Machi, que es muy crítico y eso fue constatado por el Colegio Médico y lo pudimos ver también en la visita. Incluso, se había dicho que había 48 horas de plazo para que la Corte (Apelaciones) tomara una decisión y esto salió antes de ese plazo, por tanto mejor aún, pensando que estábamos contra el tiempo por su estado de salud.

El resto quedará en manos de la investigación que determinará la inocencia de esta líder espiritual y esclarecer el caso que terminó con el lamentable fallecimiento del matrimonio Luchsinger-Mackay.

¿Cómo fue el encuentro con la Machi?

Estuvimos un buen rato con ella, está muy débil, según nos dijeron los funcionarios del hospital está pensando alrededor de 40 kilos, es decir, está muy delgada, por esa misma situación ella habló poco, porque no tenía energías para seguir hablando, pero alcanzó a señalarnos que es inocente, que cómo iba a participar de una atentado como ese, nos explicó que en ese momento ella estaba tranquila en su casa con su hija y nietas, con su familia compuesta solo por mujeres, por tanto, sentía que era muy injusto y abusivo lo que se está haciendo con ella.

Sobre la huelga de hambre nos dijo que esa era su decisión, que estaba tomada, y que no saldría viva de ahí (hospital) excepto que fuera hacia su casa.

Nosotras solidarizamos con ella, la apoyamos como mujeres, pero también con la convicción de que el Estado de Chile tenía que hacerse cargo de este conflicto injusto que se estaba sucediendo, dado que no hay pruebas en su contra.

¿Cómo ha visto el desarrollo de la investigación del caso Luchsinger-Mackay?

No ha habido mayores avances, hay casi una especie de dilatación de esto, que ha llevado a esta consecuencia que es la huelga de hambre de la Machi. Es un proceso que ha sido lento, sin ningún avance y que ha tenido a Francisca Linconao todo este tiempo bajo arresto sin tener pruebas suficientes, entonces eso es abusivo, atenta contra sus derechos humanos y sobre todo incumple el estado de derecho que garantiza el debido proceso.

Por esto mismo es bueno que la Corte haya cambiado la medida cautelar de prisión preventiva a arresto domiciliario para que ella pueda estar en su casa, obviamente hay una privación de libertad de por medio, pero estando en su casa cambia la situación.

¿Existe la posibilidad que se revierta esta situación y se pida que la Machi vuelva a prisión?

Eso depende de la apelación que haga la familia Luchsinger-Mackay, pero esperamos que no, porque de verdad que no es necesario, incluso el abogado querellante declaró que el proceso de investigación sigue en curso independiente de la medida cautelar, por lo que no tenía problemas con aquello y esperamos que eso no cambie.

Ahora se viene una etapa de acompañamiento a la Machi para mejorar paulatinamente su estado de salud

Claro, eso no es fácil, tiene que estar acompañado de una atención médica, además de la medicina que ellos trabajan, entonces respetando sus creencias, cultura y su propia medicina, me imagino el proceso seguirá como se ha llevado a cabo hasta el momento en el hospital, pero ahora en su domicilio. Ella tendrá un tratamiento especial en su condición de líder espiritual y parte del respeto a su cultura involucra un proceso de sanación y recuperación propio.

 

 

 

Deja un comentario